Crowdfunding Inmobiliario
4.3 (86.15%) 13 votes

Cómo funciona el crowdfunding inmobiliario

Con la creciente evolución experimentada en las fórmulas de financiación en los últimos años, una tendencia que se viene consolidando de forma importante en España es el crowdfunding inmobiliario. Tras muchos años de desarrollo en EE. UU llega a nuestro país esta fórmula como innovación en el ámbito de la construcción y la vivienda.

Se trata de una forma de crowdfunding mediante la cual se adquiere o se rehabilita un determinado activo inmobiliario con la finalidad de ponerlo a la venta o en alquiler. La particularidad del concepto es que todo ello se desarrolla de forma online a través de una plataforma de crowdfunding inmobiliario en la que son muchos los inversores que contribuyen a la compra o rehabilitación del bien.

Las plataformas de crowdfunding inmobiliario habitualmente funcionan de forma que los miembros de la plataforma actúan como coinversores y el reparto de los beneficios obtenidos, tras la venta o el alquiler del activo inmobiliario, es asignado entre los inversores en función de su participación. Se trata de proyectos con un alto nivel de rentabilidad ya que las operaciones que se llevan a cabo a través de la plataforma son validadas y analizadas por expertos. Supone una oportunidad de inversión donde es posible invertir desde 100 euros.

En España se han creado un gran número de plataformas que desarrollan esta actividad, aunque la más consolidada a día de hoy es Housers. Se trata de una de las primeras plataformas que se crearon en este ámbito. Una particularidad de las plataformas de este tipo es que, al gestionar préstamos, en un principio para poder operar necesitan estar acreditadas por la Comisión Nacional del Mercado de Valores, aunque sobre este tema aún hay debates abiertos.

Para profundizar en el conocimiento de las plataformas de crowdfunding inmobiliario que existen en España y en la evolución de este sector se pueden consultar medios especializados en crowdfunding e inversión. En estos medios se ofrecen datos e información que puede ayudar a comprender mucho mejor cómo funciona este mercado y cómo se puede participar de él.

Resumiendo, algunas ventajas del crowfunding inmobiliario son:

  1. Se presentan como una alternativa de inversión; es decir, ponen sobre la mesa una posibilidad más de inversión para aquellos que quieran maximizar su patrimonio financiero.
  2. No se requiere de grandes capitales para invertir: Como se comentaba anteriormente es posible hacerlo desde 100 euros lo que significa que más personas pueden participar de las oportunidades inmobiliarias que van apareciendo.
  3. Proporciona flexibilidad: al no requerir grandes desembolsos de capital los inversores no se ven limitado a un solo proyecto.
  4. Las plataformas de crowfunding inmobiliario facilitan datos de investigación. Antes de iniciar cualquier proyecto un inversor puede ver directamente como está el mercado mediante un estudio previo de la zona y posteriormente decidir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *